lunes, 16 de diciembre de 2013

REMEMORANDO VIVENCIAS DE ANTAÑO




LOS INTOCABLES
En la década de los setenta las historietas de correrías emprendidas por la muchachada de la época, en los barrios más connotados de Pampas Tayacaja, cobraron gran notoriedad, correrías impulsadas por el afán de popularidad, la figurada rivalidad entre barrios y entre otros, la demostración de arrojo y valentía en reñidas disputas callejeras para imponer primacía y respeto por el “territorio demarcado”, pero principalmente  por el primaveral y romántico impulso juvenil de aquellos días, donde el denominador común era la bohemia en noches de jarana y serenata, como sin duda alguna   ocurrieron también en otros tiempos.

Precisamente es en el decurso de esa década, cuando en el populoso distrito de Daniel Hernández, mas familiar y cariñosamente conocido como el Barrio de “Carhuaturco” donde nace un grupo de  jóvenes que marcaron época por sus innatos dotes de valentía e intrepidez, quienes al tiempo de ganarse la admiración no solo de los vecinos, sino de la población de toda la provincia en general, pero principalmente admiración del sector de la juventud, impusieron respeto en el barrio y la ciudad toda, procediendo como justicieros ante cualquier resquicio de atropello, despotismo o algo que pudiera significar ofensa.

Me estoy refiriendo a los famosos “Intocables” de Carhuaturco, cuya denominación pudiera confundirse con algún grupo de facinerosos, pero no, para nada; se trata más bien de  los hoy buenos y ejemplares ciudadanos Carlos Azcurra Chávez más conocido como “Huaytapallana” o simplemente “Huayta” debido al pelo cano que desde muy joven lo caracterizó y Alfonso Duran Chávez  popularmente conocido como “Vapor”, ambos se hicieron famosos por su bravura con los puños, su solidaridad con los débiles y como no podía ser de otra manera, por su predisposición de  acompañar al amigo en sus horas de bohemia, conmocionados por las mejores composiciones musicales de la época. 

Ciertamente en ese trance surge el apelativo de “Vapor” que se le atribuyó a Alfonso, (Alpo) en respuesta a su melomanía por la música ayacuchana y específicamente por la canción "Vapor brillante"  interpretado por el Trió Ayacucho. Es preciso resaltar que “Vapor” - Alpo y “Huayta”, como todo buenos Pampinos aparte de su inclinación por la bohemia, la buena música, los ocasionales romances, demostraron ser excelentes personas y buenos amigos, mostrándose ecuánimes e imparciales en toda circunstancia.

Al rememorar alguna de las broncas de estos bravos “Intocables” donde demostraban su destreza y habilidad, su coraje, su desprendimiento, su decencia defendiendo causas justas o cuando de por medio estaba en juego el honor, puedo afirmar que tales broncas eran limpias, solo a puño limpio, con respeto por el competidor, dejando de lado la ventaja y alevosía, realmente eran broncas entre machos de épocas aquellas.

A manera de anécdota puedo revelar que el amigo Vega (poseedor del famoso manantial Valiana Puquio) conocido como “Buco” por su corpulencia y aspecto físico de gladiador, era respetado y hasta temido para las broncas, sin embargo, cuando el buen “Buco”apelando a su fama de fortachón y excepcional fuerza, en una ocasión ninguneo y reto sarcásticamente a Carlos Azcurra “Huayta”, éste reacciono de inmediato y con un felino juego de cintura y un par de golpes certeros prácticamente desarmo y doblego al famoso “Buco” poniendo orden y las cosas en su verdadero lugar. Así de contundentes eran las intervenciones pugilísticas de “Vapor” y “Huayta”, siempre con limpieza y caballerosidad.

Por todo ello, sin el menor ánimo de hacer apología a las broncas, menos aún a la de estos últimos tiempos que penosamente solo tienen como distintivo la cobardía y aberración revestidas de acciones delincuenciales, que en absoluto pueden equipararse con la bravura, limpieza y caballerosidad de los legendarios personajes descritos, intente  recordar tiempos de juventud vividos intensamente en nuestro querido terruño y a su vez expresar un fraternal saludo de reconocimiento a Carlos Azcurra Chávez y Alfonso Duran Chávez, por su valentía y altruismo demostrados en uno y mil combates.

MAGNO GUTIERREZ ENRIQUEZ
Colaborador de SAPOSAQTA
Correo: gutierrezmagno@gmail.com