miércoles, 25 de diciembre de 2013

ACCION PASTORAL EN PAMPAS TAYACAJA


Para quienes nacimos y crecimos por convicción, tradición o influencia bajo la fe católica,  resulta imposible que al abordar temas vinculados con la misma, ignoremos que lamentablemente durante los últimos papados la iglesia católica estuvo signada por escándalos mayúsculos de pedofilia e inmoralidad generalizada, manifestadas en disputas intestinas por la captura del poder al interior del vaticano.

 Siendo una constante de ese aciago periodo la empecinada  defensa de la ortodoxia y del integrismo más visceral y extremo ejercido por los últimos jerarcas de turno, quienes  bloquearon cualquier señal de reforma o tolerancia, asumiendo una posición contra la modernidad que postergo e inmovilizo a la iglesia católica, dejándola en el pasado e ignorando hasta las innovaciones  del Concilio Vaticano II, y como si fuera poco censuraron y persiguieron a teólogos progresistas.

Lo asombroso del caso es la herencia dejada por los dos últimos papas que frustrantemente revelan los escandalosos casos de pederastia eclesial, denunciados por la prensa y no precisamente como iniciativa  de los representantes de la Iglesia católica, que a la luz de los hechos más bien actuaron como cómplices y encubridores, sin la menor intención de enfrentar frontalmente el problema, dictando solo medidas tibias ante crímenes sexuales cometidos contra niños. Acciones que lejos de ampliar, fortalecer y consolidar a la comunidad católica,  han redundado en contra de la misma, siendo el corolario  de tan nefasto periodo el fracaso patético que precipito la forzada renuncia del papa Ratzinger, conocida por todos.
No obstante el sombrío legado que pesa sobre la Iglesia católica, es halagador de un lado, tener la presencia del Cardenal Jorge Mario Bergoglio, como el Papa Francisco, cuyas acciones en lo que va de su papado muestran claros signos de rectificación y que por el bien de la Iglesia aguardamos que sabrá enfrentar con decisión los problemas heredados, rescatar la moral y dignidad del catolicismo, pero sobre todo enrumbar por mejor camino a la Iglesia y comunidad cristiana del mundo entero, y de otro, saber que el CENTRO PASTORAL SAN PEDRO DE PAMPAS, fiel a los sagrados principios de la fe y acorde con los retos que el mundo moderno impone, cumple funciones dignas de reconocimiento no solo en la labor pastoral donde desarrolla la misión de evangelización de la población en general con énfasis en la búsqueda del desarrollo integral de la persona humana; sino también desarrollando programas de proyección social y además, edificando infraestructura de servicios en favor de la comunidad.

Así pudimos tomar conocimiento que el Centro Pastoral San Pedro de Pampas, a cargo del Párroco Robert Zajac y sus colaboradores hermanos: Darío Flak, Pawel Chudzic, Cristóbal Pawlowski y con el apoyo comprometido de la señora Nila Ávila, entre muchas otras obras,  han logrado ejecutar dentro de los ambientes de la referida Parroquia un Centro Laboral completo que dispone de albergues, ambientes para capacitación y un Taller de Manualidades que incluye Costura y Carpintería adecuadamente implementados, procurando generar fuentes de ocupación e ingresos con el propósito de mejorar el bienestar de sectores de  población en situación de pobreza.

Aualmente han iniciado la construcción de la cuarta etapa cuyos ambientes servirán como oficinas para ser rentados a entidades públicas, privadas y otras del entorno que las requieran, como mecanismo que posibilite obtener ingresos que le otorguen sostenibilidad a las acciones de proyección y servicios a la comunidad que desde siempre desarrollan y también esta cuarta etapa incluye un albergue que estará destinado a brindar alojamiento digno y gratuito a comprovincianos de los distintos distritos, anexos y centros poblados alejados, que tengan necesidad de viajar  a Pampas, para realizar estudios, gestiones u otros motivos. 

Por todo ello, y por muchas otras acciones de bien en favor de la comunidad que sin duda se estarán omitiendo en la presente nota. Congratulaciones a los bienintencionados y esforzados miembros de la Parroquia San Pedro de Pampas Tayacaja, instándolos a seguir trabajando con la misma entereza y dedicación, toda vez que ahora más que nunca la comunidad católica requiere del compromiso e identificación  plena de todos sus fieles, pero principalmente de sus más conspicuos miembros. 

MAGNO GUTIERREZ ENRIQUEZ
Colaborador de SAPOSAQTA

Correo: gutierrezmagno@gmail.com