domingo, 23 de marzo de 2014

LA CARRETERA PAMPAS - HUANCAYO



El asfaltado de la carretera que une Pampas a Huancayo es la noticia que llama una vez más nuestra atención. Este anhelo, viene siendo promesa desde  hace 89 años; es decir, nuestros representantes en el Congreso, en la Región y Municipios han ido haciendo caso omiso a las legítimas aspiraciones del pueblo que los eligió. Esperamos que el Gobierno Regional que preside el señor Maciste Díaz Abad concrete esta demanda, que sin duda tendrá repercusión en el desarrollo integral de la Región.

Veamos un poco de historia. A la una y media del viernes 5 de junio de 1925 la población de Pampas presenció la llegada del primer automóvil desde Huancayo, marca Dodge, 4 cilindros,  cubriendo los 65 kilómetros en 3 horas 30 minutos. Benjamín Roca Muelle miembro del directorio del Touring Club Peruano fue el primero en realizar este viaje que mereció los valiosos comentarios de Enrique de la Flor Zegarra director de la revista “Cultura Peruana” quien destacó las magníficas condiciones de esta vía de gran trascendencia, construida gracias a la iniciativa y empeño del Diputado Nacional Celso S. Abad.

Benjamín Roca Muelle y sus hijos Benjamín y Pedro, inscribieron sus nombres como los primeros viajeros, siendo  piloto el señor Chacón quien retornó a Huancayo el mismo, llegando  a las 7 de la noche.
Al día siguiente, es decir el 26, Pampas recibió otro carro. Marca Hudson de propiedad  de los señores Mendizábal y Ráez quienes arribaron a las 2 de la tarde siendo agasajados por las autoridades en el Hotel Calderón.

A las 4 de la mañana del día siguiente ( 27) llegaría un camión, propiedad de firma Romero Hermanos (de Pucará), vehículo que fue  alquilado por algunos ciudadanos pampinos, encabezados por el doctor Abad, a fin de realizar un paseo hasta Huancacruz.

Autor: Carlos Zúñiga Segura
Colaborador exclusivo de Saposaqta
Imágen: El Diputado Celso S.  Abad y la comitiva de recibimiento en la Plaza de Pampas, con ocasión de la conclusión de la carretera Huancayo - Pampas

Fotografía: Archivo de Saposaqta