jueves, 23 de abril de 2015

Deslizamiento del cerro MAYUNMARCA






El 25 de abril de 1974, hace 41 años, en los límites de las provincias de Tayacaja y Acobamba, ocurrió uno de los más grandes deslizamientos de tierra y rocas hacia el río Mantaro, ocasionando su embalsamiento.

Al ocurrir el deslizamiento de tierras y rocas de la quebrada de Ccochacay o Mayunmarca sobre el Mantaro, el material rocoso embalsó el mencionado río durante 43 días entre  el 25 de abril y el 6 de junio de 1974.

El material rocoso del deslizamiento rellenó por completo el cause del río Mantaro estimándose un volumen de 1’600,000  m3 de material rocoso
Este embalse formó una laguna artificial de 30 kilómetros de longitud con un ancho promedio de 650 metros, una profundidad de 170 metros, almacenando un volumen de 670’000,000  m3 de agua.

La presa natural formada por el material rocoso alcanzó una altura de 80 a 90 metros en el cuello erosionado por la aguas del río Mantaro. EL lugar del deslizamiento se encuentra ubicado a la altura del Km. 56 de la carretera La Mejorada – Ayacucho.

Al romperse esta presa natural luego de 43 días, las violentas aguas del Mantaro se precipitaron furiosas aguas abajo, a lo largo de su cause, arrasando y destruyendo poblados enteros, carreteras y caminos, sembríos y todo lo que encontró a su paso a lo largo de muchos kilómetros, llegando incluso su furia hasta la desembocadura del  Mantaro con el río Apurimac,  (Boca Mantaro), en la selva ayacuchana, zona que actualmente pertenece al VRAEM.

El río Mantaro creció en turbulencia. Su caudal llegó a 10,000 metros cúbicos por segundo en los instantes más críticos del desembalse.

A causa de éste fenómeno perdieron la vida más de 450 pobladores de la zona. Fueron sepultadas las haciendas Qochacay y Huaqoto que se encontraban en ambas márgenes del Mantaro por la remoción de masas.

El fundo Perseverancia a escasos tres kilómetros al sur del represamiento fue el primero en ser embestido por la violencia de las aguas en proceso de liberación.

A su paso también destruyó el puente de Mayoc, y las tierras de cultivo en un 60%, además de viviendas de los pobladores de la zona en el violento recorrido del material desembalsado.

El poblado de Anco totalmente evacuado, fue barrido del mapa a las 11.30 horas en que el turbión llegó hasta sus extramuros. La evacuación de los pobladores fue organizada por “Defensa Civil” organismo que justamente nació a raíz de este fenómeno geodinámico.

Pese a que, tal estremecedor espectáculo estaba previsto, los pobladores de estas zonas no pudieron evitar gritos y lágrimas de dolor,  escenas de hondo patetismo humano, al ver arrasadas en pocos minutos, sus propiedades, sus casas, sus chacras, las tierras que las trabajaron toda su vida.

La carretera entre Huancayo y Ayacucho, también fue alcanzada por la furia del Mantaro, afectándose 30 kilómetros de inundación, cuya reconstrucción duró muchos meses, obligando a los transportistas a cambiar la ruta: lo hicieron Huancayo-Pampas-Mayoc para dirigirse a la ciudad de Ayacucho.

El centro de operaciones estuvo ubicado en la localidad de Pampas Tayacaja, en el ex campamento de la Impregilo hoy Cuartel del Ejercito Peruano, en un área aproximada de 250 m2, con una central de radio, un helipuerto, sala de ingeniería, enfermería, sala de proyecciones, almacén y sala de prensa.

Estos fenómenos geodinámicos  suelen ocurrir por varios factores; entre los principales podríamos mencionar las condiciones topográficas que ofrecen las pendientes donde los taludes oscilan en 30 y 45 grados, buzamiento de material rocoso a favor de la pendiente, filtraciones de aguas de lagunas, canales de regadíos, intensidad de las lluvias, tipo de terreno, etc.

Luego de los acontecimientos ocurridos en Mayunmarca, los equipos de técnicos, geólogos, civiles, y especialistas venidos de diferentes países del mundo recomendaron diferentes alternativas para esta y cualquier zona similar del país. Considerando las características geológicas, geomorfológicas y topográficas de nuestro país y particularmente la zona del deslizamiento, se recomiendan en materia de geodinámica externa:
·   Realizar observaciones periódicas del proceso de estabilización del deslizamiento de Mayunmarca.
·        Controlar el regadío de los terrenos de cultivo de la parte superior de la zona.
·        Prohibir terminantemente el cruce o paso de canales de regadío por las zonas agrietadas.
·        Reforestar las zonas preferentemente con plantas apropiadas a la naturaleza del terreno y a la inclinación de los taludes, como arbustos de raíces rasantes o plantas rastreras, para evitar la denudación de las pendientes por las aguas de las lluvias.
·  Y si ocurriera un nuevo represamiento similar o en menor escala al de Mayunmarca, se recomienda desbancar inmediatamente la presa que se forme mediante la utilización de equipos de emergencia conformados por especialistas en voladuras, anfibios, escaladores, etc., tratando de evitar demoras y la formación de lagunas artificiales.

El deslizamiento de Mayunmarca superó todos los fenómenos geodinámicos similares ocurridos en el Perú y el resto del mundo por su magnitud y espectacularidad.

Este fenómeno geodinámico concitó la atención del mundo entero, vinieron especialistas de Francia, la Unión Soviética, Estados Unidos, Italia, Suiza, Alemania, Chile, Cuba, México  y otros países más en forma voluntaria y de colaboración, que el Perú agradeció en su debido momento.

El cuartel general estaba en Pampas y era un ir y venir de helicópteros a la zona del desastre. Los periodistas nacionales y extranjeros que cubrían la noticia estaban afincados por muchas semanas en nuestra ciudad.

Ahora que el cambio climático se ha incrementado en todo el mundo, no sería raro ver nuevamente este tipo de fenómenos repetirse en nuestros países. Recién algunos, no todos, comprenderán la importancia de cuidar a nuestra Madre Tierra.

Título: Deslizamiento de Mayunmarca
Fuente: “Factores geodinámicos en el deslizamiento de Mayunmarca”
Autor: Manuel Suárez Flores
UNMSM  Tesis de geólogo
Extracto editado por Saposaqta